Ventosas

ventosas

El tratamiento con ventosas es un método empleado en la Medicina Natural y Tradicional, aplicando en los puntos acupunturales, las cuales se emplean para tratar diferentes enfermedades. La técnica que consiste en extraer el aire ejerciendo una presión negativa dentro de un vaso o ventosas, provocando un vacío que absorbe estrechamente la superficie de la piel. Genera una congestión local o estancamiento de sangre, a través de la absorción, que juega un papel importante dado que promueve la circulación de la sangre.
Existen diferentes tipos de ventosas como son las ventosas con fuego y las de bombas de succión.

Acción de las ventosas:

– Influyen en la piel dilatando las arterias y venas, activan la circulación de la sangre, elevan la temperatura de la piel y aceleran el metabolismo, aumenta la función de excreción de los poros y las glándulas, refuerzan la perspiración cutánea y favorece la nutrición de la piel. Alivian el dolor y aceleran la absorción de sustancias derivadas del catabolismo y de las toxinas bacterianas.
– Influyen en los músculos, estimulan los movimientos de las arterias y venas, dilatan las venas, aceleran la velocidad de circulación y activan la circulación de la linfa. Reactivan la fuerza del cuerpo, aumenta la resistencia y son efectivas en el tratamiento de enfermos con limitaciones de los movimientos.
– Influyen en las articulaciones, mejoran la circulación de la sangre en el interior de las articulaciones.
– Influyen en el sistema nervioso, en los nervios periféricos, regulan la función del sistema neurovegetativo y con ellos las funciones de los órganos y vísceras.
– Influyen en los órganos del sistema digestivo y urinario. Las ventosas en el abdomen refuerzan la excreción de los jugos digestivos y el movimiento peristáltico del estómago y del intestino, las funciones de digestión, absorción  y excreción. Actúan sobre los movimientos de los músculos involuntarios.
– Influyen sobre el sistema circulatorio y la sangre, beneficia la circulación sanguínea, elimina los obstáculos de la circulación y los procesos inflamatorios. Actúan en la circulación ya que aumentan los leucocitos y eritrocitos.
– Acción tradicional: expulsa viento, humedad; mejora la circulación de la sangre.
– Circulación y congestión de la sangre: se aplica en la congestión de la sangre por contusión, distensión y el dolor por ella, así como en la arteriosclerosis.
– Neuralgia y parálisis de los nervios: se aplican en el tratamiento de las secuelas de poliomielitis y la apoplejía, parálisis de los nervios periféricos y neuralgia ciática.
– Constipación, bronquitis, neumonía y coqueluche: cuando se aplica en el dorso del cuerpo elimina la tos y el escalofrío por la gripe.
– Enfermedades de los distintos sistemas: Efectiva en la inflamación del estómago y los intestinos.
– Anuria y litiasis vesicular y renal.

Contraindicaciones del tratamiento con ventosas:
– Convulsión.
– Fiebre alta.
– Trastornos de la coagulación.
– Sobre vasos superficiales.
– En abdomen en mujeres embarazadas.
– Enfermos con edemas.